lunes, 5 de enero de 2009

Juego de tronos-1. Canción de hielo y fuego/ 1. George RR Martin

Pues sí. De vez en cuando no está mal echarse al monte y regalarse una dosis de Lancelotes y Palmerines. Me parece que he acertado con la elección, y me podré dar un atracón.

En  una de las últimas visitas a una GRAN LIBRERÍA de Valencia, había visto el pack que ha editado Gigamesh, en su colección Gigamesh Bolsillo, que reúne  el tomo 1 y 2 del primer libro de la saga por 10 eurillos de nada. Haciendo una sencilla división del importe por el número de páginas, me salía un coste por página estupendo. Por poco bueno que fuera, y la verdad es que no tenía demasiadas esperanzas, parecía una inversión segura y adecuada a estos tiempos de crisis. A la cesta. 

Pasados unos días, después de disfrutar con la última serie de libros serios que he leído, me apetecía dejar descansar las neuronas un rato y limitarme a dejar que las páginas pasaran una tras otra sin mayor preocupación que la ocasional visita a la cocina a por un mazapán más, que lo hace mi madre y no sabéis lo bueno que está. Sumamos a esto la perspectiva de un viaje de estos un poco coñazo (perdón) en barco, y coincidiréis conmigo que no había mejor elección. 

Pues eso. Me pongo la cota de malla, me calzo los guanteletes y a por aventuras.......

Vaya, si llevo 90 páginas; vaya, si sólo me quedan 120; vaya, si estoy en los apéndices,  ¿dónde había puesto el segundo tomo? 

El libro es muy interesante y divertido. Es lo que es: una historia fantástica ambientada en un mundo que no es la Tierra; en el que las estaciones tienen una duración variable y no predecible; donde en algún momento de pasado hubo dragones (aunque por no salen vivos en el libro). En este mundo hay un muro que separa lo conocido de lo desconocido, y aparentemente hay criaturas que no son humanas.

En este mundo medieval con caballeros, torneos, reinas de la belleza y bastardos se mueven los protagonistas, que son miembros de las distintas casas nobles. Cada uno celoso de su nombre y de su estirpe, relacionados entre sí por mil matrimonios cruzados y con intereses que tanto los acercan como se alejan. 

Con estos ingredientes es fácil caer en la tentación de esperar del libro sangre y lucha, sin más, pero el libro da más de sí. Tiene personajes. Tiene historia. Tiene intriga. No es un libro de buenos buenos y malos malos, de blanco y negro. No. Los personajes tienen muchas caras, y es evidente que no son lo que parecen. Al menos no todos. Personalmente destacaría tres personajes: Jon Nieve, el hijo bastardo del protagonista; Tyrion Lannister el gnomo, enano inteligente y sutil, del que espero grandes cosas en la serie y, por último, Lord Petyr Baelish el Meñique, prototipo de caballero cortesano que debe ser gallego, porque no se sabe si va o viene.

No voy a contar nada de la trama, porque no vale la pena, pero el libro contiene un poco de todo lo que uno podría esperar: intrigas de corte, antiguas lealtades, lucha por el poder, muertes repentinas, encuentros inesperados, fortalezas inexpugnables, traiciones, bárbaros ... y más.

Es una lectura fácil y cautivadora, en la que el autor no cae en la tentación de cerrar cada capítulo con un flechazo o un mandoblazo y tentetieso, ni de tirar por la calle de en medio y resolver cada situación con un truco de prestidigitador, sacándose de la chistera algún antiguo conjuro, haciendo resucitar a un personaje o cualquier cosa con la excusa de que en una narración fantástica todo vale. 

Por contra, Martin trabaja sólidamente el marco narrativo, que permite al lector contemplar cómo se desarrolla la trama con la seguridad de que las reglas con las que se mueven los personajes son las que son, estables,  todo lo fantásticas que queramos, pero no cambian conforme el autor lo necesita. Esta búsqueda de coherencia interna es la que Tolkien llevó al extremo, desarrollando  su propia mitología e historia, desde la creación del mundo hasta la guerra del anillo, y haciendo que todos sus personajes se desenvolvieran en ella y de acuerdo a ella.  Sin alcanzar ese nivel de perfección pero en la misma línea, todo lo que ocurre en el libro tiene consistencia interna, que es una cualidad esencial para el lector crítico.

Por sacarle dos pegas: la misma coherencia que tiene al autor con su historia no la tiene la traductora con los apellidos y los topónimos. ¿Porqué Invierno por Winterfell y Jon Nieve por Jon Snow  los traduce y  otros no, Arys Oakheart, por ejemplo)? La segunda pega: ¿un mapa de cruces matrimoniales y descendientes entre las casas? Ayudaría al lector, que se puede perder entre esposas, cuñados, etc.

¿Recomendable?
Si. Literatura de evasión pura. Caballeros y damas. Espadas y pajes. Si te sirve de algo, yo voy a empezar el segundo tomo ahora mismo.

---------
Juego de tronos-1. Canción de hielo y fuego/ 1. George RR Martin, Gigamesh Bolsillo. 374 páginas. 10,00 € los dos primeros tomos. Fantasía.

No hay comentarios :

Publicar un comentario